lunes, 29 de marzo de 2010

La Moguda Gironina - Crónica incompleta, nostálgica y tal vez errónea. 4 - La toma de otros caminos (1996 - 2004)


Aviso para navegantes-bloggers-músicos-y-lectores ocasionales

Como comenté a algunos bloggers y otros conocidos, quería que éste fuera, el último post dedicado a La Moguda Gironina . Pero visto en perspectiva, abarcar 14 años (1996 - 2010) era demasiado tiempo para meter todo en un solo episodio y he decidido hacer uno más y también he ampliado algunos recovecos de este periodo.


La decadencia de las grandes bandas

Como pasa la mayoría de veces en esta vida, todo tiene su etapa vital, todo lo que sube, baja, y las burbujas, da igual sean financieras o musicales, acaban estallando. Empezamos por Sopa de Cabra. Pasado el concierto multitudinario en el Palau Sant Jordi de Barcelona, con los Sangtraït, los Sau y Els Pets, los gerundenses decidieron hacer un disco en castellano: Mundo Infierno (1993), un disco extraño, con malas vibraciones, donde las letras se hacían lóbregas y negativas. La respuesta fue muy pobre a nivel de ventas y tardarían una eternidad en recuperar el terreno perdido.
Los Sui Generis, a pesar de ser un referente gerundense y tener la banda estabilizada, no pudieron romper su techo de ventas y a finales de siglo se disolvieron.
Mucha gente opina que el concierto del Palau Sant Jordi no fue el inicio de nada, sino el principio del fin. Eso tenían que pensar los Sangtraït, que a pesar de mantenerse, no supieron renovar su discurso y su caída fue progresiva a cada nuevo disco que sacaban. A principios de la primera década del nuevo siglo se separarían.
Los que mejor han aguantado el paso del tiempo, sin duda alguna son los Kitsch, ellos también tuvieron su momento crítico, con peleas con la discográfica, pero remontaron y mantuvieron una línea coherente en sus trabajos, incluso el año 2008, cuando sacaron su décimo álbum, tuvieron una muy buena acogida por parte del público y de la crítica.
Los Umpah-pah, con tres discos en catalán: Raons de Pes (1991), Bamboo Avenue(1992) y Bordell (1994), y dos en castellano: Triquiñuelas al óleo (1994) y La Columna de Simeón (1996), bajaron la persiana con la marcha de Adrià Puntí. También ellos arrastraron la rémora que acompañó a Sopa de Cabra, con los álbumes en castellano que recibían buenas críticas, pero que el nivel de ventas era muy bajo.
Incluso los Zitzània, que tenían un futuro muy prometedor con el lanzamiento de su maqueta, tuvieron un recorrido convulso, con deserciones masivas y cambios constantes de miembros. Lanzaron en el año 1997, La Peixera dels Tòtils, trabajo bien recibido por la prensa especializada, pero ya era demasiado tarde para enganchar a la audiencia. Poco después, Eduard Canimas, el único integrante desde el principio, disuelve la banda e inicia su carrera en solitario.


Nacer en tiempo de crisis

De la segunda mitad de los 90 surgieron los Glaucs, provenientes de Begur, con los componentes muy jóvenes y con un sorprendente álbum de debut, Glaucs (1996), que combinaba cierta comercialidad con un sólido afianzamiento musical.

Glaucs, del verde al gris
Sin embargo, no eran tiempos buenos para arrancar una carrera, los cambios de discográfica fueron la tónica de esta banda y nunca pudieron agenciarse a un gran público.

Els teus ulls glaucs - Glaucs

De La Cellera de Ter eran dos bandas surgidas más o menos en esta época, los Van de Kul y Petits Fours. El modelo de los Lax and Busto (en mi opinión, comercialidad a cualquier precio y cantando en catalán) llegaba a Girona, pero con poca incidencia, a pesar de vender puntualmente.


Made in Girona

Curiosamente, tras la disgregación de la mayoría de grupos que cantaban en catalán, surgieron unas cuantas bandas que cantaban en inglés, con repercusión diversa. Los Psychoine, grupo que reunía a integrantes de Barri Baix y The Lazy Sundays, parieron un par de discos, y todavía funcionan, pero con poca repercusión.

Psychoine, demonios entre sombras
Los Passion Fish, primer grupo de la discográfica de Girona, Moby Disc Records y con una carrera discreta. Los Bocagrocs, de Darnius, grupo muy prometedor, pero sólo llegaron a sacar un par de maquetas.
Los grupos que rompieron la barrera y se expandieron fuera de "les comarques", fueron La Suite Mosquito, y como no, los Fang. Esta banda formada en Banyoles e integrada por Jaume García y Mariona Aupí, fueron el primer grupo que cantando en inglés y sin demasiados problemas, se hacieron eco en la escena independiente del estado.

Fang, vampiros de "l'estany"
Con un buen álbum de debut My Weakpoint (1997) y en una misma línea, My Black Dress (1998) y Montsers (2001). Antes de separarse sacan Dos Vidas (2004), grabado enteramente en castellano y que supone un cambio también estilístico, abandonado en parte la vena oscurantista y adentrándose en ámbitos de cabaret, y también, dando alguna pincelada humorística.

Dry Landscapes - Fang


Conurbación hip hop

Abundando sobre el hip hop, no quiero dejar de mencionar que en Girona surgió uno de los mejor considerados grupos del estado español, Geronación, con una extensa carrera. Y Ari, de Salt, ciudad donde floreció una cantera de bandas de este estilo, casi todas cantando en castellano.

Geronación, ciudad hip hop
Decir finalmente, que el rapero barcelonés El Disop después de diferentes tribulaciones, se instaló en Girona y desde aquí, aún sigue con su carrera.

És com un somni - El Disop


Brit-pop (o Brit-rock) a "comarques"

En el umbral de dos siglos surgieron un par de bandas que emulaban en parte, el legado de las islas británicas de principios de los 90.

Holland Park, sueño británico y corazón ampurdanés
23 de Girona y Salt, con dos maquetas y un álbum, llegaron a despegar, pero como suelo ocurrir, las disensiones internas acabaron con la banda. Holland Park, grupo procedente de La Bisbal d'Empordà, aportan una visión más consolidada, con dos trabajos, Welcome to Holland Park (2002) y Things Were Easier When We Played Music (2004).

Citizen X - 23

jueves, 25 de marzo de 2010

Brown Sugar - ZZ Top. Voces botánicas para cambiar nuestras vidas

No entiendo a la gente que quiere empezar la casa por el tejado o escuchar los músicos sólo por su último single. Este es el caso de hoy. Yo ya había escuchado el hit de la Little Ol 'Band from Texas, "Gimme All Your Lovin'", pero quise empezar por el principio de todo, o sea, el primer álbum. Y me topé con esta joya de southern rock, donde habla de cómo ciertas plantas pueden cambiar la vida, jejeje. A disfrutar y buen fin de semana.

lunes, 22 de marzo de 2010

La Moguda Gironina - Crónica incompleta, nostálgica y tal vez errónea. 3 - Tabernas y tiempo de inercia (1992 - 1995)


¿Montamos una banda?

Sin duda, el impulso de los grupos gerundenses punteros animó a mucha gente a formar una banda, como fuera; la veda estaba abierta. Y en 1991, el ayuntamiento de Girona tuvo la decencia de dejar las antiguas instalaciones de Campsa en el barrio de Sant Narcis para locales de ensayo a la floreciente escena gerundense. Aunque la mayoría de bandas ya se las arreglaron para encontrar y alquilar un local en una masía o un garaje. Y un poco todo se inflacionó, las bandas, los conciertos, los locales, las comarcas vivían una efervescencia de nuevas propuestas como nunca antes se había visto y que en las siguientes líneas os haré un pequeño repaso.


Continuidad con suerte desigual

Barri Baix, grupo que provenía de Santa Eugènia y Salt, en principio era la banda que tenía que ser el relevo de los Sopa de Cabra pero actualizados por los tiempos que corrían.

Barri Baix saludan a Charles Bukowski
Sus influencias bebían directamente del grunge y el hard rock, de los Pixies a Pearl Jam. Sin embargo no lograron cuajar. Publicaron dos álbumes Pork-no (1994) y Lonx Suite (1997).
Otra historia fueron los Ja T'ho Diré. Venidos de Menorca e instalados en Biure d'Empordà. Conscientes de que lo que no podían hacer es quedarse quietos sacan al mercado És Blau es Fester (1991) y Dos o Tres (1993) y giran sin parar sobre todo en las comarcas gerundenses.

Ja T'ho Diré, de Ciutadella al mundo (pasando por el Ampurdán)
Su crecimiento irá de menos a más hasta que en 1995 sacan el Moviments Salvatges que es su salto definitivo y exitoso.

Si Vens - Ja T'ho Diré

Los Zitzània, un grupo que en el periodo que he separado esta crónica sólo sacaron una maqueta, Orquídies i Ortopèdies (1994), sin embargo fue muy vendida y con mucha repercusión, la banda tenía todos los números para que fuera por el camino del éxito.

Zitzània: máscaras, jaulas, setas y magia


Voces discrepantes, otras voces

Llegados a este punto, aparecieron bandas que tenían claro que su música ni tenía que estar unida a la lengua catalana, ni a unas coordenadas que parecían marca de la casa de los grupos gerundenses (o sea, rock blues o blues rock de los años 70, mezclado con regaee y con una ligera capa hippie y/o pop). Los Lazy Sundays reivindicaban los años dorados de la psicodelia inglesa con algún toque de pop vía Beatles y cantando en inglés.

The Lazy Sundays, turistas psicodélicos
En una onda parecida había los Crytones, aunque algo escorados hacia el rock and roll de Chuck Berry y el blues que practicaban en los 60 los Rolling Stones. También Los Carbónicos, grupo de Roses que se prodigaban en hacer versiones.

Maqueta de The Crytones
Y evidentemente, también había, hubo y hoy todavía hay, grupos que practican la música en castellano. Los Komando Moriles era un referente de el ska en las comarcas gerundenses y más concretamente de La Bisbal. Grupo con una larga trayectoria y que su eclosión fue paralela al boom gerundense.

Komando Moriles,  vino y ska
También de La Bisbal eran otro clásico que cantaba en castellano, los Dr. Moriarty, aunque con poca suerte a la hora de sacar discos, al igual que los "vidrerencs" El Secreto de Dorothy Malone. El grupo que en castellano y de las comarcas gerundenses que ha resuelto con más éxito su carrera han sido los Áspid, grupo de heavy metal, con un recorrido largo y fructífero, tanto en discos como en conciertos.


Ligas inferiores

La escena gerundense, como todos los grandes movimientos de bandas y de música, también tuvo gente que se entusiasmó en hacer cosas y que los resultados lamentablemente no fueron los esperados, aunque en algunos casos, su calidad era incuestionable.
En un primer estadio están los que publicaron álbumes y que funcionaron momentáneamente. Los Pixamandurries, grupo con influencias punks parieron un par de álbumes pero su propuesta acabó restringida a círculos radicales.

Una Brillant Idea - Pixamandurries

Los Digit Arts, grupo surgido con componentes que estaban al frente de los prestigiosos estudios Music Lan de Avinyonet de Puigventós. A pesar de haber publicado un par de álbumes los resultados fueron escasos.

El Sentit de la Raó - Digit Arts
Quercus de Sant Feliu de Guíxols, otro grupo con buenos músicos que tampoco acertaron. Blues de Rostoll, banda de blues con todo un grupo de músicos de calidad, en que pronto sus miembros se desentendieron del proyecto y arrancaron otros, después de grabar un par de álbumes.

Blues d'aquí i d'allà - Blues de Rostoll
Zoo-il·lògics, grupo de Banyoles, consiguió colar un par de hits, grabar un álbum y adiós. Y a principios de la década surgieron los 972, que a pesar de sacar un disco, el nivel musical y de letras fue bastante pobre, y con la creciente población musical no tuvieron demasiado que hacer.
Y más abajo había grupos que con mucha voluntad levantaron proyectos, a veces alocados, otros más centrados o esperando que les tocará la flauta. El grupo emblemático fueron los Parriana, banda con mucho camino andado y todo un clásico del escaparate gerundense.

Petit Diàleg - Parriana

Otros fueron los gerundenses Kemdefé, los Fred de Peus, Toca el Dos y Cau del Duc de Torroella de Montgrí. Quizá perdedores, pero que proporcionaron noches de directos llenos de entusiasmo y buenas vibraciones.

jueves, 18 de marzo de 2010

Putman Silt Loam - Trilobite. Sonido añejo y de vuelta

Perdiéndome en mil historias, un poco había arrinconando la música inmediata. Y casi me había olvidado a este amigo de hoy, que he conocido en los insondables mundos, galaxias e inmensidades de red. ¿Cómo definiría la música de Trilobite? Pues con un inconfundible sonido añejo, que no se le caen los anillos si se tiene que poner vientos o unos deliciosos acordeones de sabor afrancesado. Como si a Leonard Cohen se le hubiera aclarado la voz y tocará el trombón o Tom Waits se dejara de gilipolleces excéntricas y conservara la raíz. Y como si a los dos a la vez, estuvieran de vuelta de todo y con un punto amargo que tienen los perdedores. Quizá el primer álbum de Trilobite era algo insustancial, pero con el Silver Skin han dado en la diana y os recomiendo que lo escuchéis. ¡Saludos!

lunes, 15 de marzo de 2010

La Moguda Gironina - Crónica incompleta, nostálgica y tal vez errónea. 2 - La irrupción de las grandes bandas (1989 - 1991)


En la frontera de dos décadas

Hemos visto en el capítulo anterior, la gestación de alguna de las grandes bandas de Girona. Las cosas en el mundo de la música no salen por generación espontánea o se aterrizan por casualidad. Los grupos y bandas van incubando su arsenal en la espera de tiempos con buenos augurios o directamente se tiran a la piscina esperando que esté llena. Y por supuesto, para el rock hecho en comarcas fue una suerte que se dieran los baremos necesarios para que hubiera un estallido de grupos y música.


Sopa de Cabra, llegar y besar el santo

Estos días he revisitado la banda de Gerard Quintana. Sorprende que pudieran conseguir lo que ya a estas alturas todo dios sabe. Que una banda de rock en el estilo de los años 60 y 70 pudiera arrasar con todo, desde un rincón de Cataluña. 

Sopa de Cabra, antes de las greñas de Gerard
 Y lo mejor, sin tener deudas con nadie, ni con la lengua catalana ni con la música heredera de La Nova Cançó. Por supuesto si que había una línea que conectaba con Pau Riba (sin duda, el músico más influyente en Cataluña), pero nada más. Era el momento y el lugar. Y a rockear. Y un hit como "L'Empordà" abrió muchas puertas, primero las de los corazones de la gente de Girona y después, las del resto de Cataluña. 

L'Empordà - Sopa de Cabra

Y son los dos primeros álbumes de Sopa: Sopa de Cabra (1989) y La Roda (1990) álbumes de rock sin complejos, bastante influidos por los Rolling Stones con algún toque de regaee y country, y con letras desvergonzadas y que tocaban los temas habituales de una banda de rock en un país normal: El enfrentamiento al sistema, el amor y el desengaño, y a veces (desgraciadamente, también en el principio), con algún apunte de moralina.


Sangtraït, haciendo los deberes

Conscientes de que lo suyo era el rock duro, rayando el heavy metal, los Sangtraït no se preocuparon demasiado en si tenían que cambiar de estilo o trabajar en algún súper hit. Era mejor seguir como siempre, porque las cosas ya iban bien, los Sopa de Cabra habían abierto mercado y la gente de La Jonquera ya hacía años que estaban en el negocio, tenían tablas para enfrentarse a cualquier escenario, pequeño o grande. Sacan del año 1990 Terra de Vents, un disco totalmente en consonancia de cómo se hacía la música entonces.


No Recordo -  Sangtraït


Sui Generis, banda tipo

Si hubo en Girona una banda tipo, con todos los tópicos típicos a nivel estilístico, son sin duda los Sui Generis. Con un excelente guitarrista comandando la nave, el Jep Prades, junto con Jordi Bonet al bajo y que acabaron completado Pato Àlvarez a la voz, que provenía de la Mami Oplins Band y Pau Marquès que militaba en Swimg Sec y que tiempo después se uniría a los Umpah-pah. 

Jep Prades, "guitar hero"
Graban en Mallorca y sacan el año 1989 el álbum Sui Generis. Un disco con las coordenadas antes mencionadas, blues rock o rock blues, con algún salpicadura de pop. Desgraciadamente para ellos, no tuvieron la proyección de los Sopa de Cabra y salvo alguna salida puntual, su zona de actuación fue siempre las comarcas gerundenses.


Kitsch, fuera del rebaño

Como he dicho antes, el rock de los años 70 (tipo Led Zeppelin, Deep Purple, Free, Bad Company, Jetró Tull o Thin Lizzy) con algunos toques de regaee, country y pop, era la fuente de inspiración principal de muchas bandas de las comarcas gerundenses, que entonces estaban naciendo o que ya empezaban a caminar. 

Kitsh, etapa post-Kitsch III
Por suerte no todo el mundo hacía lo mismo. Como comenté en el capítulo anterior, los amigos de Banyoles son los que saben desmarcarse de esta ola. Sacan el año 1990 el primer LP, Kitsch. Rock con mayúsculas, pero con influencias góticas, con remanentes de The Cure y Joy Division, y unas letras sobresaliendo de la media. Aquí no hay tonterias tópicas o canciones de amor. No, no. Lo que hay son letras corrosivas, prisiones mentales, ahogo emocional o obsesiones enfermizas. Mucho más acorde con los tiempos que corrían. Un disco muy brillante a nivel de letras, composición, producción, que contrasta mucho con lo que se hacía en general en la escena gerundense.
Sacan el año 1991 el Kitsch II, una secuela con los mismos parámetros que el anterior, quizás dando un poco más de margen al pop y no tan logrado como el primero, pero con la misma potencia en las letras. Ya en el año 1992, sale su directo Kitsch III, en mi opinión,  de los mejores discos en directo facturados en Cataluña.

 Oració II - Kitsch


Umpah-pah, de Salt y Girona al cielo

Hace poco se ha editado un disco de homenaje a esta banda. Sin duda, de las bandas más influyentes surgidos de la escena gerundense. Con un líder carismático, excelente letrista y ya entonces, un poco pasado de vueltas, el Adrià Puntí.

Umpah-pah, los frutos de investigación botánica

Combinando pop, blues, regaee, los Umpah-pah son un paso adelante y de calidad de La Moguda Gironina. Raons de Pes (1991), un disco de referencia, desbordante de calidad y buen hacer, y con un single como "La Catximba (i els Rostolls d'Angelina)", que los proyectará hasta el infinito.

La Catximba (i els Rostolls d'Angelina) -  Umpah-pah


27-04-1990. Concierto en les antigues casernes. Todo el mundo mira hacia Girona

En esta fecha actuaron los Umpah-pah y los Sopa de Cabra en les antigues casernes de la ciudad de Girona. Fue retransmitido por el Canal 33 de Televisió de Catalunya. Y en mi opinión fue la consagración definitiva de La Moguda Gironina. Todo el remanente de trabajo silencioso que se había hecho en aquellos años quedaba consagrada. Y el grifo permaneció abierto durante años, para que mucha gente se uniera al movimiento, con mayor o menor fortuna, y que puso a las comarcas gerundenses en el ojo del huracán de la música manufacturada en Cataluña.


Bevent Passat - Umpah-pah


Dies de Carretera - Sopa de Cabra

viernes, 12 de marzo de 2010

Villagers Begin Building - Stephen Endelman de la película El inglés que subió una colina pero bajó una montaña. Épica costumbrista

Estos días han sido de dificultades para la gente que vive en pueblos pequeños a causa del temporal de nevadas y que son los últimos en recibir las ayudas cuando se encuentran en dificultades y a ellos les dedico este post. Y es que al final sólo se puede confiar en lo que se tiene, como en esta película, en que un pueblo se une cuando unos topógrafos quieren rebajar una montaña y considerarla una simple colina. La banda sonora firmada por Stephen Endelman tiene toques épicos a pesar de ser una película costumbrista. Decir que este corte instrumental ha sido utilizado por el programa de radio La Rosa de los Vientos del malogrado José Antonio Cebrian y que actualmente presenta Bruno Cardeñosa. ¡Saludos!

lunes, 8 de marzo de 2010

La Moguda Gironina - Crónica incompleta, nostálgica y tal vez errónea. 1 - Como si hubieran pasado un millón de años (1982 - 1988)



Intro

Qué difícil se me hace rememorar lo que comenzó hace más de 25 años. Hay diferentes razones, una es que no estuve implicado en dicha movida, hasta bien entrados los años 90, aunque mi aportación personal fue más bien escasa y de 3 ª regional división de aficionados. ¿Qué puedo decir yo? Trataré en lo posible, en remitirme a los datos históricos, aunque como dicen en una película, si hemos de elegir entre la verdad y la leyenda, mejor que sea la leyenda. No espereis un estudio exhaustivo, con cada mínimo paso de las bandas, ni mucho menos. Serán sólo unas breves pinceladas, antes de que los recuerdos se pierdan en la niebla del tiempo.
Al hablar de rock catalán, música cantada en catalán, o solo, música hecha en Cataluña, no hacen más que caerle encima, toda una serie de perjuicios, burlas, descalificaciones y un montón de cosas malas. Claro que hay cosas mediocres de aquellos tiempos, soy el primero en no negarlo. Pero pese a ello, varios grupos con muy poco que ganar y mucho que perder, lanzaron de nuevo la música hecha en Cataluña y las comarcas gerundenses fueron uno de los centros principales.
Para terminar esta intro, quisiera dedicar este repaso de La Moguda Gironina a todos los grupos, personas, que se quedaron en el camino, o sea la gran mayoría y que muchos no aparecerán en estas líneas. Aquellos que se gastaron horas, dinero, paciencia y una parte de sus vidas en intentarlo, en soñar, en cultivarse y verter su imaginario por la música. Va por ellos.


Bajo la muralla

Uno de los primeros recuerdos que tengo sobre La Movida Gironina era yo mismo caminando por la muralla de Girona, entonces estudiaba y haciendo novillos, aprovechaba para pasear por la inmortal ciudad, supongo que era la primavera de 1986. Fue una jornada mirando desde lo alto de uno de los torreones de dicha muralla, hacia la calle St. Josep y el edificio donde está hoy la UNED (en la foto, el edificio de color amarillo) que vi, como decimos aquí, unos greñudos en la plaza de al lado (actualmente, y como podéis ver, está adoquinada), jugando al fútbol unos, y  uno tocando la guitarra. Tiempo después me enteré, que algunos de esos individuos eran componentes de los Sopa de Cabra, grupo que supongo todos conocéis y que hablaré en el siguiente capítulo.


La edad de piedra

A mediados de los años 80, Girona se había librado de la imagen de los años setenta, que se autoproclamaba "pequeña, triste y gris". Los colectivos okupas y de insumisios campaban y como nunca se había visto antes en Girona, y por añadidura, algo se iba moviendo en el mundo de la música. Grupos de entonces eran los Mamy Oplins Band, Swing Sec, Chuck Birres Band o Copacabana, que empezaban a caldear el ambiente. Grupos realmente seminales, de donde salieron bandas señeras como Sui Generis, los Sopa de Cabra, Umpah-pah y unos cuantos más. Y como punto reunión había la calle Nou del Teatre (la llamada calle de los tajas, o de los borrachos), aunque no era un lugar donde hubiera locales de música en directo, eran más bien bares y locales donde se reunía la gente y había intercambio de ideas, y otras movidas culturales paralelas. 

Calle Nou del Teatre


En este sentido, Girona siempre ha sido muy provinciana, siempre ha habido muy pocos lugares en la ciudad que pudieran ofrecer música en directo, ninguno de ellos ha tenido una continuidad prolongada en el tiempo, y para más inri, ni una sala o local, donde se pudiera aglutinar La Moguda Gironina. Aparte, la alcaldía de Girona nunca ha querido canalizar o ayudar con demasiado entusiasmo, salvo los locales de ensayo de La Campsa, cuando ya todo estaba en marcha. En este sentido, siempre ha dado la espalda a la música hecha en la ciudad. Girona fue el epicentro, pero fuera, las cosas ya habían comenzado. 

Tu, jo i les circumstàncies - Copacabana


Banyoles se viste de negro

Unos de los primeros grandes grupos en empezarlo todo fueron los Kitsch, que se formaron en 1985 en Banyoles. El sonido oscuro y gótico, típico de los 80, influenciado por The Cure y The Jesus and Mary Chain impregnan a fondo su música, como dan fe sus dos primeras maquetas: Les Mosques (1987) y Caixa de Trons (1988). Algunas de las canciones que aparecen, volvieron a ser grabadas en sus primeros dos LP's.

Kitsch, primera formación


El eje ampurdanés

La comarca de el Ampurdán ha sido como un granero donde una cantidad ingente de grupos que han agitado el ambiente musical. Y si hay un pueblo que incluso ha rivalizado con Girona ha sido La Bisbal d'Empordà, de donde han salido bandas de todo tipo de pelajes estilísticos. Del ska al rock duro, del brit-pop al rock de garaje pasando por los cantautores, que ya hablaré más adelante. Torroella de Montgrí, Sant Feliu de Guíxols, Palamós, pueblos donde también empiezan moverse con la ilusión de rockear.
Pero no olvidemos el Alto Ampurdán. Tierra barrida por la tramontana y el rock duro, como Joan Cardoner i los Terratrèmol o, evidentemente los Sangtraït. Esta banda formada en 1982 en La Jonquera y con una larga trayectoria, lanza el año 1988, Els Senyors de les Pedres, uno de los puntos de inicio de La Moguda Gironina.

Sangtraït, tiempos primitivos


Un domingo cualquiera, con niebla y frío

El primer disco que escuché de La Movida fue el disco mencionado los Sangtraït, un domingo otoñal, con un cielo de ceniza, con niebla y deprimente. Un conocido del pueblo, de nombre Joan, puso la cinta, en un trayecto entre Fornells y Llambilles, en dirección a alguna discoteca. Y alguna que sonó fue esta: 

L'enigma de l'estel - Sangtraït

miércoles, 3 de marzo de 2010

Begging My Weaknes - Barnaby Bright. Percepción sonora equivocada

No sé si os ha pasado alguna vez, que escuchando una canción o una melodía, ésta os hacía volver muy atrás en el tiempo. Ha sido el caso de esta canción. Me ha hecho recordar un anuncio de colonia para mujer, de creo, los años 70 o principios del 80, que se llamaba Eau Jeune. Investigué y encontré el anuncio. Y no. No era la melodía que pensaba. Era más cercana al "A Whiter Shade of Pale" de los Procol Harum. Sin embargo, vuelvo escuchar este tema del Barnaby Bright, y me suena la melodía, pero se me escapa de quien es. Si sabéis quién es el intérprete, no dudeis en comunicármelo.

lunes, 1 de marzo de 2010

Coward - Vic Chesnutt. Gracias por la música, Vic

Al Vic lo conocí hace muchos años y de manera inconsciente en un disco de promoción del Rock de Luxe. Y desgraciadamente lo he vuelto a redescubrir cuando ya ha sido demasiado tarde, cuando se suicidó estas navidades, una época nefasta para la especie humana. Os dejo con una canción que es todo un reflejo del dolor. Visto ahora no deja ser un canto desesperado y escalofriante de cómo las dolencias físicas nos condicionan hacia el resto de los humanos y que nuestro músico de hoy sufría desde los 18 años. Vic, dónde estés, gracias por la música.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...